El Mito del Mal de Ojo

Según cuentan en muchas de las generaciones de variados pueblos, el Mal de Ojo es una enfermedad que ataca a un niño debido a los malos deseos de una Bruja.

La enfermedad en si no es ocasionado por un virus, o bacteria, u organismo o cualquier otro tipo de enfermedad común, sino proviene de una "magia maligna" que provoca síntomas perjudiciales en el Niño. Antiguamente se decía que si no se controlaba a tiempo el Mal de Ojo, el Niño podía perecer. Para curarlo, se necesitaba de una persona que haya nacido un Viernes Santo o que hayan aprendido el método de antiguos maestros para liberar de dicho mal a los niños.

Para proteger a un niño del Mal de Ojo, se colocaba un lazo de color rojo en él, o una Cruz de Caravaca o Escapularios en su ropa.

El Mal de Ojo hoy en día

A pesar de la trayectoria de dicho mal, hoy en día aun se creen en que existen personas que puede ocasionar el Mal de Ojo con solo mirar a un Niño, algunos dicen que es causado intencionalmente por parte de la envidia y el odio de dicha persona hacia su "víctima", o también por sin querer. Los efectos de este mal pueden traducirse en síntomas físicos y emocionales, y varían según la edad del afectado. Normalmente en Niños el Mal de Ojo produce susto y llanto incontrolable sin causa. A veces diarreas, pesadillas o brotes en la piel. También causa perdida del hambre o vómitos tras comer.

En Jóvenes y Adultos, los síntomas son parecidos al de los Niños, pero vienen con otros detalles nada agradables como sensaciones de opresión en el pecho, o pérdida de apetito, fiebre, insomnio, escalofríos o incapacidad para concentrarse en sus labores diarias. Hay quienes afirman que provocan accidentes, mala suerte en los negocios o dinero, hasta la pérdida de relaciones.

mito mal de ojo

Según muchas culturas, para prevenir o quitar el Mal de ojo se recurren a amuletos o rituales. Algunos dicen que frotar un huevo mientras se hace un rezo (Padre Nuestro y Ave María) sobre el todo el cuerpo del afectado para luego abrirlo y poner su contenido en un vaso con agua, se verá una especie de niebla y burbujas que representará el mal ya quitado. En otras creencias ponen este vaso con el contenido del huevo ya frotado, bajo la cama para absorber la energía y proteger en contra de dicho mal.

Algunos especialistas dicen que el "Mal de Ojo" u "Ojeo" es como una especie de ataque psíquico, y la mejor manera de evitarlo es purificando o fortaleciendo nuestro "campo energético" así como nuestro entorno. El mal de ojo se fortalece con el miedo, fuerza negativa y constante preocupación. Lo mejor será pensar positivamente, y afrontar sus vidas de la manera más pacifica.
 

 


     Facebook  Twitter Google+ Imprimir
 
Déjanos un comentario
(Respeta a los demás, evita los comentarios ofensivos)