Mitos y leyendas de San Valentín (Resumen)

Según cuentan, el mito de San Valentín o la leyenda de San Valentín inicia a mediados del siglo III en el Imperio Romano.

Se dice que los primeros cristianos aún eran perseguidos y castigados drásticamente, pero un hombre llamado "Valentín" (un hombre ferviente al cristianismo que predicaba la palabra de Dios) mantuvo fuertemente su gran fe. Mucho tiempo después su fe quedó plasmada en la historia quedando como el patrón de los Enamorados.

Debido a que el Imperio estaba en crisis, el emperador Claudio II notó que los hombres casados rendían menos en el campo de batalla debido a la relación con sus familias; pero por otro lado los solteros destacaban mejor. Por esto, Claudio decidió prohibir el matrimonio a los soldados.

Esta noticia no fue muy bien recibida por Valentín, así que se dedicó a realizar ceremonias de jóvenes enamorados en secreto para unirlos en matrimonio a pesar de la orden del Emperador. Sin embargo, Claudio se enteró de aquella osadía y decidió apresar a Valentín enviándolo a la cárcel y obligarlo a renunciar al cristianismo, pero Valentín aún mantenía su fe firme y fuerte.

Valentín preso aún y en las últimas semanas de su vida, tenía trato con su carcelero, y este notó en él que era un hombre de letras, por lo que decidió llevar a su hija Julia (una joven ciega de buen corazón) con Valentín y así, pudo ver el mundo a través de los ojos de su nuevo maestro que, adicionalmente le enseño las fuerzas de la fe cristiana. Julia deseaba ver con sus propios ojos, por lo que Valentín se arrodilló junto a ella, y sostuvo sus manos en oración. De pronto una luz brillante iluminó la celda y Julia recuperó su vista milagrosamente.

mito leyenda san valentin

Tiempo después a poco de ser ejecutado, Valentín envió una carta a Julia pidiéndole que mantenga su fe en Dios, y firmó dicha carta como "De tu Valentín". Al día siguiente un 14 de febrero del año 270, fue ejecutado cerca de una puerta que luego sería llamada "La Puerta de Valentín". Su cuerpo descansa aún hoy en la Iglesia de Praxedes en Roma donde se comenta que Julia plantó un almendro de flores rosadas para su maestro amigo.

Dos siglos después, la iglesia católica recuperó la historia de este buen hombre para apaciguar una tradición pagana entre los ardientes adolescentes enamorados, así que nombraron como "El Patrón de los Enamorados" a Valentín. Con el pasar del tiempo, tarjetas y cartas de San Valentín se fueron volviendo populares y adoptaron a "Cupido" como figura emblemática. El 14 de febrero, todos los enamorados se envían mensajes de amor y afecto con mensajes de "se mi san Valentín" o "Feliz San Valentín", y similares.
 

 


     Facebook  Twitter Google+ Imprimir
 
Déjanos un comentario
(Respeta a los demás, evita los comentarios ofensivos)