El Dios Hermes (Mercurio romanos)

Hermes, era hijo de Zeus y de la ninfa Maia (Hija de Atlas). Él era uno de los doce dioses del Olimpio y se desempeñaba en muchas funciones pero en especial, era mensajero de su padre, guiar las almas de los muertos en el Averno, simbolizaba la prosperidad entre los humanos, y era protector de los viajeros, mercaderes y los ladrones.

El Dios Hermes era astuto,diestro e ingenioso. Tenía aspecto de un joven atractivo que llevaba un sombrero con alas y unas sandalias aladas que le permitían una gran agilidad. En su mano llevaba una vara que le servía para realizar magia o hipnotizar a quien se le cruce.

Este dios, viajaba a menudo debido a su trabajo como mensajero. En la antigua Grecia, el Hermaiherm (pilar fálico de piedra rematado con la cabeza de Hermes) servía como punto de entrega de correo en las carreteras y en las calles. Los viajeros depositaban pilas de piedras una a una en puntos concretos del camino, y tiempo después, en las ciudades, los Hermaiherm fueron ubicados en las puertas de las csas y de los gimnasios, ya que este dios, era especial para los atletas.

Los trabajos que hizo Hermes, fue en especial para Dioses y otros seres inmortales importantes. Apoyó a su Padre en sus aventuras fuera de su matrimonio o ya fuese para eliminar al gigante de cien ojos (Argo) guardián de Io (sacerdotisa hija de Inaco y Melia).

mito de hermes mercurio

Al igual que su Padre, Hermes tuvo muchos romances. Un de sus más importantes descendientes fue el dios Pan (relación que nació con una Ninfa). De su romance con Afrodita nació Hermafrodito que luego adquirió rasgos femeninos por medio de la lucha contra la ninfa Salmacis. Príapo también fue su hijo (aunque en otras versiones se dice que era hijo de Dioniso). El pastor Dafnis era otro de sus hijos. 

Muchas mortales adoraban a Hermes. Herse (hija del rey ateniense Cecrops) era muy ferviente al dios. Su hermana Aglauro que era muy celosa, permitió al dios acostarse con su hermana a cambio de dinero. Como castigo, Hermes la castigó convirtiéndola en una estatua de basalto. Otro de sus amores del dios fue Apenosien, que al principio era muy veloz para él pero luego fue superada despues de lograr escapar.
 

 


     Facebook  Twitter Google+ Imprimir
 
Déjanos un comentario
(Respeta a los demás, evita los comentarios ofensivos)